Miradas

26 julio 2008

En efecto, quizá no sea cierto que mi punto de vista estaba en mis ojos. Quizá todos esos puntos de vista tan distintos no son sino el resultado de la mirada que cada uno pone sobre las cosas. Y una mirada, desde luego, es mucho más que los ojos de los que procede. Tiene que haber muchas cosas detrás de unos ojos para que, además, exista una mirada, una mirada significativa, una mirada que nos estremezca, que nos emocione, que nos aterrorice o que nos enamore. Hace falta algo más que dos pares de ojos para conseguir un intercambio de miradas. Porque, ¿qué son sólo unos ojos, sin nada detrás? Pues eso, prácticamente nada, poco más que Los ojos de Clarice.

2 comentarios:

Marita dijo...

Nene,me empiezas a preocuparrrrrr!!!!!!!
Es que tienes algo en contra de los ojos metiditos en sus cuencas?jajajaja!!!!
Muy buenos textos,progresa usted adecuadamente.
Besazos,primico!!!*

Anónimo dijo...

No sé si es casualidad, pero me lo enviaste como regalo cibernético de cumple y esta vez ha llegado día 26 de julio.... Me encantó entonces y me ha vuelto a encantar. Es genial.

Diario

Diario de un escritor aficionado y perezoso

Banda Sonora

La pequeña historia musical de este Blog

Archivo

Seguidos

Seguidores

¿Alguna pregunta?

 
Vivir del cuento © 2008 Foto y textos, Leandro Llamas Pérez - Plantilla por Templates para Você